Maria Parrado regresa más fuerte que nunca a Barcelona para presentar “Alas”, su tercer disco.

Lo vuelve a hacer por cuarta vez en la sala Barts, un espacio donde asegura la cantante de Universal que se siente “muy cómoda”.

Junto a dos bailarinas ha aparecido Maria en el escenario y tras cantar dos temas y sin dejar de lado la característica sonrisa por la cual también nos tiene cautivados, cuenta que ha tenido un problema antes de empezar el concierto. Le han robado varios instrumentos al iniciar la prueba de sonido. “Vamos a buscarle lo bonito a los desastres que van surgiendo en el día a día”, dice la artista para zanjar ese hilo de mala suerte.

No todo ha sido eso, ya que los asistentes han estado bien entregados durante todo el concierto. Para el temazo de Malú, “Quién”, María ha subido al escenario a una fan a cantar y han conseguido mantener al público bien atento.

Entre canción y canción, la artista ha ido explicando muchas curiosidades y aspectos hasta personales, como por ejemplo que no tiene otro amuleto que no sea abril, un mes que le ha dado siempre muchas alegrías: “Espero que el resto de los meses de abril sean con vosotros y sean aquí en Barcelona”, añade.

Con “Se me da bien” hemos visto a una María Parrado más bailarina y hemos disfrutado de temas súper emotivos y bonitos como “Pasará”, con el que el público ha aprovechado para alzar los brazos durante esos casi cuatro minutos. Repasando canciones de toda su trayectoria y de su último álbum (“Si me dejas” o “No creo en nada”), la cantante se despide y nosotros esperamos que Parrado vuelva muy pronto por la ciudad Condal para continuar sorprendiéndonos a través de esa maravillosa voz.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Fotos y redacción: Cristian Sanchez.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.